LOS APUNTES DE MANUEL LUDUEÑA: El Cambio Climático puede transformarse en una Estrategia

Manuel Ludueña

 

Cuando Sócrates acudió al templo de Apolo, en Delfos, en busca de conocimiento sobre la naturaleza el oráculo respondió:
“Te advierto, quien quiera que fueres, tú que deseas sondear los arcanos de la Naturaleza, que si no hallas dentro de ti mismo aquello que buscas, tampoco podrás hallarlo fuera. Si tú ignoras las excelencias de tu propia casa, ¿cómo pretendes encontrar otras excelencias? En ti se halla oculto el Tesoro de los tesoros. Oh! Hombre, conócete a ti mismo y conocerás al Universo y a los Dioses”.

 

El Abanico Dilatorio

El Cambio Climático es objeto de largos debates, más allá del acontecer. En principio, como un comportamiento aparentemente contradictorio: a medida que se difundían y se profundizaban las investigaciones se incrementó la temperatura y las emisiones de gases con efecto invernadero, así como se aceleró el uso de recursos naturales, en particular del petróleo y de la energía en general.

  • Informes del Panel Intergubernamental sobre Cambio Climático (IPCC): Quinto Informe de Evaluación del IPCC: Cambio climático; Cuarto Informe de Evaluación del IPCC: Cambio climático 2007; Tercer Informe de Evaluación del IPCC: Cambio Climático 2001; Segundo Informe de Evaluación del IPCC: Cambio climático 1995; Primer Informe de Evaluación del IPCC 1990.
  • En 1992, cuando se inició la firma de la Convención de Cambio Climático, se adoptaron las emisiones anuales de gases con efecto invernadero de 1990 estimadas en 38 Gt, en tanto que en 2010 serían de 49 Gt.
  • La energía comercializada pasó de 8.950,3 millones de toneladas de petróleo equivalente en 1988 a 12.730,4 millones de toneladas de petróleo equivalente en 2013 ([1]).
  • La Huella Ecológica, que mide el uso de los recursos naturales en hectáreas equivalentes, fue estimada en 1961 como 2,4 hectáreas globales per cápita, y en 2,7 hectáreas globales per cápita en 2014, en tanto la biocapacidad sería de 3,2 hectáreas globales per cápita en 1961 y 1,8 hectáreas globales per cápita en 2014 ([2]). La humanidad utiliza el equivalente de 1.5 planetas cada año, lo cual significa que la tierra tardaría un año y seis meses para regenerar lo que utilizado en un año, en 1960 era equivalente a 0,6 planetas cada año ([3]).
  • 38 países industrializados ser comprometieron a reducir las emisiones de GEI entre 2008 y 2012 (Protocolo de Kyoto).
  • Frenar el cambio climático supondría empeorar nuestra calidad de vida“. Nuestra calidad de vida se está viendo ya afectada por los efectos de cambio climático. No sólo el medio ambiente corre peligro sino también las actividades económicas de las que dependemos como la agricultura, la ganadería, el turismo, etc..
  • No podemos frenar el cambio climático“. El cambio climático es un problema ambiental global, el más importante al que se enfrenta la humanidad. Que sea un problema tan grande no significa que no se pueda hacer nada. De hecho, cotidianamente se tiene la oportunidad de evitar la emisión de toneladas de CO2 y así contribuir a solucionar el problema. Para ello es imprescindible cambiar nuestros hábitos.

En paralelo, además del comportamiento aparentemente contradictorio, se manifestaron visiones que negaban el Cambio Climático, la mayor de las veces imbuidas de  intereses contradictorios con argumentos inapropiados o propios de una campaña sucia, algunos maquillados con pseudociencia o agitando fantasmas ideológicos.

  •  “Los límites propuestos de los gases de efecto invernadero que dañan el ambiente, entorpecen el avance de la ciencia y la tecnología, y los daños a la salud y el bienestar de la humanidad. No hay evidencias científicas convincentes de que el dióxido de carbono, el metano, u otros gases con efecto invernadero son de origen antropogénico o que en un futuro previsible, causen un catastrófico calentamiento de la atmósfera de la Tierra, cambiando su clima. … Estamos viviendo en un entorno cada vez más exuberante de la flora y la fauna como consecuencia del aumento de dióxido de carbono. Nuestros niños disfrutarán de una Tierra con muchas más plantas y vida animal que la que tenemos ahora. Esto es un regalo maravilloso e inesperado de la Revolución industrial” ([4]).
  • Varios think tanks financiados por Exxon y, más tarde, por Exxon Mobil, para impugnar el cambio climático también habrían recibido fondos de Philip Morris como Competitive Enterprise Institute, Cato Institute, Heritage Foundation, Hudson Institute, Instituto Fronteras de Libertad, Reason Foundation, Centro de Economía y Leyes de la George Mason University, e Independent
  • En 2005, el New York Times reportó que Philip Cooney, un ex lobbista y “líder de equipo de clima” del American Petroleum Institute, dijo “repetidamente los informes editados del clima por el gobierno subestiman los vínculos entre estas emisiones y el calentamiento global, según los documentos internos” ([5]). La Administración G.W. Bush había contratado a Cooney en 2001 como jefe de personal del Council on Environmental Quality de la casa Blanca, la Oficina que ayuda a elaborar y promover políticas de la Administración en temas de ambiente ([6]).
  • Según una información publicada The Guardian y The New York Times el profesor Willie Soon, del Harvard-Smithsonian Centre for Astrophysics, escribía sus polémicos artículos negando el origen humano del cambio climático a sueldo de la famosa troika del negacionismo: Koch Industries, ExxonMobil y el American Petroleum Institute, las principales industrias del petróleo de los EEUU ([7]).
  • Gray ha hecho una lista de 15 razones sobre el calentamiento global. La lista incluye la necesidad de encontrar un enemigo luego del fin de la Guerra Fría, y el deseo entre científicos, líderes del gobierno, ambientalistas, para encontrar una gran causa que los una para “organizar, propagandizar, forzar conformidad y ejercer influencia política. Un gran gobierno global sería el máximo líder y controlador de un mundo mejor”.
  • Natalie Grant Wraga escribió una vez: “La protección del medio ambiente se ha convertido en la principal herramienta para el ataque contra Occidente y todo lo que representa. La protección del medio ambiente puede ser utilizado como un pretexto para adoptar una serie de medidas destinadas a socavar la base industrial de las naciones desarrolladas. También puede servir para introducir malestar por la reducción de su nivel de vida y la implantación de los valores comunistas” ([8]).
  • Expertos’ están engañando al Santo Padre en Naciones Unidas, quienes han demostrado no ser dignos de su confianza”, dijo en una declaración Joseph Bast, director del Instituto Heartland (2015). “Aunque de seguro que el corazón del papa Francisco está en el lugar correcto, le haría un perjuicio a su rebaño y al mundo si pone su autoridad moral detrás de la poco científica agenda de Naciones Unidas sobre el clima” ([9]).
  • Maureen Mullarkey, una pintora y escritora, dijo en el periódico conservador First Things (2015) que “Francisco mancilla su cargo al usar formulaciones demagógicas para intimidar a la población para que actúe en forma refleja sobre el clima, sin ninguna guía sustantiva más que la propaganda teologizada” ([10]).

Asimismo, se manipula la información en base a presuntas tecnologías que requieren grandes inversiones en busca de un supuesto mal menor transitorio.

  •  La energía nuclear es la solución al cambio climático. Aunque la energía nuclear no produce CO2 en sus procesos, el riesgo de accidentes y la inexistencia de un sistema para gestionar los residuos nucleares, hacen que no sea una alternativa. Además, el combustible nuclear también terminará por acabarse (al igual que el petróleo) y es necesario mucho tiempo y dinero para construir una central nuclear (10-12 años).
  • El uso indiscriminado del espacio: desde la extracción de recursos naturales, a procesos industriales fuera de la atmósfera o la disposición de residuos en planetas próximos.
  • La manipulación de la geoingeniería que procura gestionar la radiación solar y la reducción del dióxido de carbono mediante intervenciones con técnicas especialmente desarrolladas para influir en el clima terrestre.

De donde venimos

Es difícil tener una presunción clara durante períodos muy prolongados pero si es posible escenificar una construcción concurrente con los comportamientos del pasado –inherentes a los intereses y las presiones, así como asimilado socio políticamente-. Cabe ejemplificar que, ante las diversas expresiones que manifiestan su desacuerdo con el uso y el desarrollo de tecnologías inapropiadas con la búsqueda de la paz, emergentes de las guerras mundiales, son confundidas en aras de una seguridad “disuasiva” y profundizada con la “conquista del espacio” y la profusión de la implantación de nuevas centrales nucleares, así como la prolongación del uso de las existentes.

Ese escenario, propio de las primeras 60 décadas del siglo XX, se mantuvo en base a un armamentismo innovativo para sostener las disparidades y toda instancia que reivindique o accione con principios fuera de la orbita de los representantes del Consejo de Seguridad ([11]). Ante cada acontecimiento político inaceptable surgen conflictos armados que, luego de resolverse favoreciendo a alguno o varios de los integrantes del Consejo de Seguridad, se consolidan al estilo EEUU mediante la “ayuda humanitaria” o nuevos condicionamientos. Ello implica una doble tracción económica: armamentos, alimentos, infraestructura, deuda externa de los países condicionados, disponibilidad de algún o algunos recursos naturales.

Hacia donde vamos

Desde la década de los 60 del siglo pasado una serie de documentos y estudios globales llaman la atención sobre el crecimiento poblacional, los alimentos, la energía, la contaminación, así como se pone en crisis el uso de un solo indicador sobre el desarrollo –producto bruto interno-. Entre otros, se evidencian y toma estado de preocupación mundial el reconocimiento internacional en 1992 con la elaboración y los compromisos sobre Biodiversidad, Forestación, Cambio Climático ([12]) y protección de la Fauna, principalmente. Las argumentaciones y las recomendaciones surgidas hasta ese entonces, lejos de servir para estimular de modo concreto la disminución o la protección de los recursos naturales, parece ser un estímulo empresarial en virtud de una artificial libertad de comercio y de consumo sostenido por el axioma del “crecimiento”.

El cambio climático se ha convertido en un desafío ineludible que abarca a todos los habitantes de la Tierra, constatado y consensuado por el IPCC ([13]) ante las evidencias de numerosos cambios, especialmente la elevación de la temperatura media del planeta, al mismo ritmo que crecieron las concentraciones de GEI ([14]) en la atmósfera, siendo innegable por lo tanto el factor humano.

El IPCC, en 2014 ([15]), advirtió que “sólo un gran cambio institucional y tecnológico”, con “inversiones sustanciales”, y la reducción sustancial las emisiones de gases se podría contener el aumento de la temperatura por debajo de los 2ºC ([16]).

En términos de impactos, vulnerabilidad y exposición observados el IPCC indica que:

  • En los últimos decenios los cambios en el clima han causado impactos en los sistemas naturales y humanos en todos los continentes y océanos.
  • Muchas especies terrestres, dulceacuícolas y marinas han modificado sus áreas de distribución geográfica, actividades estacionales, pautas migratorias, abundancias e interacciones con otras especies.
  • En muchas regiones, las cambiantes precipitaciones o el derretimiento de nieve y hielo están alterando los sistemas hidrológicos, lo que afecta a los recursos hídricos en términos de cantidad y calidad.
  • Los impactos negativos del cambio climático en el rendimiento de los cultivos han sido más comunes que los impactos positivos.
  • Los conflictos violentos hacen que aumente la vulnerabilidad al cambio climático. Los conflictos violentos a gran escala dañan los activos que facilitan la adaptación, entre ellos la infraestructura, las instituciones, los recursos naturales, el capital social y las oportunidades de obtener medios de subsistencia.
  • Los peligros conexos al clima agravan otros factores de estrés, a menudo con resultados negativos para los medios de subsistencia, especialmente para las personas que viven en la pobreza.
  • Los impactos de los recientes fenómenos extremos, como olas de calor, sequías, inundaciones, ciclones e incendios forestales, ponen de relieve una importante vulnerabilidad y exposición de algunos ecosistemas y der muchos sistemas humanos a la actual variabilidad climática.
  • Las diferencias en la vulnerabilidad y la exposición se derivan de factores distintos del clima, se relaciona con desigualdades multidimensionales producidas a menudo por procesos de desarrollo dispares. Las personas que están marginadas en los planos sociales, económicos, culturales, políticos, institucionales u otro son especialmente vulnerables al cambio climático así como a algunas respuestas de adaptación y mitigación -cabe mencionar: la discriminación por motivo de género, clase, etnicidad, edad y discapacidad-.
  • Actualmente la carga mundial de mala salud humana a causa del cambio climático es relativamente pequeña en comparación con los efectos de otros factores de estrés y no está bien cuantificada. Los cambios locales en la temperatura y la precipitación han alterado la distribución de algunas enfermedades transmitidas por el agua y vectores de enfermedades.

El mundo ha tardado tanto en actuar que tan sólo quedan 15 años para hacer ese esfuerzo intenso antes de que el cambio climático sea tremendamente costoso con consecuencias desastrosas. Las metas globales son las de reducir entre un 40 y un 70% los GEI, en comparación con 2010, para mediados del siglo, y casi a cero para finales de siglo XXI.

Si bien las petroleras, las aseguradoras, las empresas automotrices y del sector, las empresas constructoras, energéticas y agrícolas, entre otras, están en contra de tomar medidas severas para evitar que el cambio climático cese, el proceso entre detractores y las presunciones científicas da lugar a una especulación inherentes a las condiciones de dominación del siglo XX.

Sin querer estar entre quienes ven fantasmas conspirativos, como una mera lectura de instigación, y comprendiendo la existencia de diversas formas de extorsión solo se puede comprender a la ausencia de decisiones responsables con la biósfera como una estrategia surgida para mantener los privilegios de los países ganadores de la segunda guerra mundial,  en particular, mediante la implantación universal de tecnologías producidas por los mismos, así como uniformando los desarrollos urbanos y fundamentalmente especulando con el límite de los 2ºC como factor de crecimiento de los países más desarrollados y mayor condicionamiento del resto. Incluso la vulnerabilidad, las desigualdades y la implantación macrocultural son parte de los beneficios para un escenario de despoblamiento, homogenización y la falta de asistencia propia de quienes son sus efectores. En gran medida, este plan secreto, es una versión sofisticada de las estrategias y de la economía de guerra, sostenida por una ambición desmedida de dominación con concentración mundial. Esta es una conjetura que adolece de ser presentada como compacta, no obstante lo cual no carece de sentido.

  • El Consejo de Seguridad reconoce por primera vez la “potencial amenaza” que el cambio climático puede suponer para la paz y la seguridad internacionales, y en particular para la existencia de los Estados insulares de baja altitud (2007). En dicha oportunidad hubo manifestaciones contrarias “para enfrentarnos exitosamente a este problema tenemos que utilizar el potencial que contiene la Convención”, se lamentaron de “los repetidos intentos de incluir en la agenda del Consejo de Seguridad el asunto“, incluso se señaló que el Consejo de Seguridad no podía abordar la “seguridad (del cambio climático) porque en él se da la paradoja de que algunos de los principales emisores de gases de efecto invernadero tienen poder de veto” ([17]).
  • En el documento “Hoja de Ruta para una Adaptación al Cambio Climático” del Departamento de Defensa de EEUU (2014) se asegura que ha comenzado a trabajar para aumentar su capacidad de “resiliencia” y asegurarse así que su capacidad de reacción no se verá afectada por el aumento del nivel del mar, el aumento de los desastres naturales y la escasez de agua y alimentos en los países en desarrollo. “Los responsables militares van a verse confrontados a situaciones más y más difíciles para dar asistencia humanitaria ante fenómenos meteorológicos extremos. Tendrán que afrontar asimismo los efectos del cambio climático a sus cadenas de suministro, eso a la vez que en muchos países disminuyen los presupuestos militares. Es de vital importancia que los líderes militares se den cuenta de los riesgos y se comprometan a aportar soluciones” ([18]). “La hoja de ruta establece las medidas de adaptación y mitigación razonables para asegurar o, al menos, reforzar nuestra seguridad nacional contra los eventos de cambio climático medidos y mensurables, cualesquiera que sean las causas, o la duración de los eventos observados” “La hoja de ruta de Cambio Climático del Departamento de Defensa Adaptación afirma que los riesgos de seguridad nacional de cambio climático se está acelerando, y que los EE.UU. tendrán que trabajar en conjunto con sus aliados y socios para fortalecer la capacidad de resistencia global para la alteración del clima, incluidas las repercusiones en las operaciones militares actuales” ([19]) ([20]).
  • En la Conferencia de Seguridad de Múnich (2014) el Secretario General declaró que “…El cambio climático es cada tanto una amenaza a la seguridad como el saqueo de un grupo armado. Los altos niveles de desempleo juvenil son tan peligrosos como una bomba de tiempo. La discriminación contra las minorías puede encender ciclos de violencia y represalias. Todos los días en todo el mundo, los recursos se desperdician en las armas que nunca deberían ser utilizadas, y sobre los conflictos que no deberían existir. Debemos asegurarnos que las prioridades presupuestarias reflejan las prioridades de la gente: la salud y la educación, el empleo y la justicia social, la igualdad y la oportunidad. Debemos presionar a los líderes a escuchar atentamente las voces de su gente…” ([21]).

Al reconocimiento al cambio climático en 2007 del Consejo de Seguridad así como de su preparación para la ayuda “humanitaria” se agregan otros aditamentos como la preparación ante ataques. En tal sentido diversas manifestaciones indican tanto el grado de inseguridad imperante ante posibles adversidades como conformar una parte poco vulnerable de la retaguardia. Entre ellos:

  •  Los bunkers o instalaciones de supervivencia subterránea. Tanto en EEUU como otras bases o refugios que se preparan en países como Suecia, Rusia, China, Israel, Noruega, Chile y alguna parte no especificada de África.
  • Diversas fuentes delatan la construcción de inmensas bases subterráneas por todo el mundo, así como la edificación de bunkers privados. El investigador estadounidense Richard Sauder escribió el libro “Underground bases and tunnels”, en el que revela documentos que muestran enormes bases subterráneas diseminadas por todo el territorio estadounidense y que estarían bajo control de las Fuerzas Armadas de ese país.
  • El sitio web Proyect Camelot revela que en Noruega se están construyendo enormes bases subterráneas para albergar a políticos, militares, banqueros y a la elite de ese y otros países europeos; tendría almacenamiento de alimentos y de semillas en la zona de Svalbard en el ártico norte ([22]).
  • La Defensa Suiza ha construido refugios subterráneos para salvar a casi nueve millones de seres humanos (2013). Búnker para sobrevivir a un cataclismo nuclear como derecho ciudadano ([23]).
  • Rusia dispondría de un enorme complejo subterráneo en los Urales, cuyo tamaño se estima en aproximadamente 400 kilómetros cuadrados, en la montaña de Yamantau, y muchos otros refugios más pequeños repartidos por todo el territorio ruso. La televisión rusa habría informado de la construcción de 5.000 refugios nucleares sólo en Moscú en el año 2012 ([24]).

Cabe agregar que tanto la NASA como su equivalente Ruso, no solo trabajan conjuntamente en el proceso de colonización del espacio extraterrestre, sino que hay innovaciones e instalaciones probadas que permiten la supervivencia de grupos humanos por períodos prolongados (tal como la Estación Espacial Internacional – ISS; [25] [26]). Por lo tanto, transferibles a los refugios o nuevas naves o estaciones espaciales. Esto no es ciencia ficción; son pruebas de la existencia de una elite que procura ser invulnerable, con recursos especiales.

Por otra parte, las crisis económicas y la amenaza existente de una guerra global se consideran relacionadas entre sí, ya que, según opinan algunos analistas, la guerra será la mejor manera de salir de ellas. Incluso se señala que en un informe político de la CIA, sobre las tendencias principales del desarrollo mundial al año 2030, propone un escenario de posible consolidación del mundo con la creación de un Gobierno mundial. La “actualización” del sistema global sería posible solo cuando haya víctimas masivas “cuando el mundo tiemble” –se refieren a una guerra nuclear-. “Creo que la salida de esta crisis ya está bien planeada. Y es un conflicto militar, ya que el conflicto militar atrae inversiones, refuerza la industria, algo que pasó durante la Segunda Guerra Mundial“, indicó el analista político Vardán Bagdasarián ([27]). Para otros ([28]), el crecimiento de la capacidad nuclear de China y Rusia no confluyen con una paz mundial que siga aceptando la hegemonía de Washington ([29]). Incluso, se presume que las políticas militares de EE.UU. en relación con Rusia y China y sus planes para aumentar la presencia de sus fuerzas alrededor de las dos superpotencias pueden conducir a un conflicto global que en nuestra era termonuclear puede tener consecuencias irreparables ([30]).

En relación a entender a la guerra como un modo de operación cabe agregar los siguientes aspectos:

  • Las señales de declinación económica se suelen justificar a la guerra como medio de defensa.
  • La guerra es altamente rentable debido a la superioridad de EE.UU. en la conducción bélica, el suministro de equipamiento y los trabajos de reconstrucción.
  • Como escribió Howard Zinn, EE.UU. ha estado constantemente en guerra desde su fundación. El 14 de octubre pasado, The New York Times difundió un informe de la CIA sobre el suministro clandestino e ilegal de armas y el financiamiento bélico en los últimos 67 años en muchos países, entre ellos Cuba, Angola y Nicaragua. Noam Chomsky dijo que ese documento sólo podía tener el siguiente título: “Sí, nos declaramos como el Estado terrorista más importante del mundo. Estamos orgullosos de eso” ([31]).
  • Paul Craig Roberts, ex funcionario del Tesoro durante la era Reagan, declaró que “Mi conclusión es que Washington es la mayor amenaza para la vida en la tierra. Washington es una amenaza mayor que el calentamiento global. Washington es una amenaza mayor que el agotamiento de las fuentes de energía mineral. Washington es una amenaza mayor que el aumento de la pobreza mundial debida a la propia política del gobierno de EEUU, enfocada a enriquecer a unos pocos a costa de la mayoría”, “Washington es el mayor mal al que el mundo se ha enfrentado jamás. No hay nada bueno en Washington. Sólo el mal total” ([32]).
  • El papa sentencia que actualmente se está librando una Tercera Guerra Mundial “por partes“. “Hoy, tras el segundo fracaso de una guerra mundial, quizás se puede hablar de una tercera guerra combatida ‘por partes’, con crímenes, masacres, destrucciones” ([33]) ([34]). Igualmente el premio Nobel de Literatura alemán Günter Grass ve síntomas de una Tercera Guerra Mundial debido a los diversos focos de conflicto y al surgimiento de nuevas formas de combate; “Últimamente se escuchan una y otra vez advertencias contra una Tercera Guerra Mundial. A veces me pregunto si no comenzó hace ya mucho de un modo totalmente diferente del que conocemos por la Primera y la Segunda“, dijo al diario Neue Westfälische ([35]).
  • Asimismo, quienes observan situaciones latentes, señalan que hubo 20 percances que podrían haber comenzado una guerra nuclear accidental ([36]).

Lo que no cabe duda es que todas esas presunciones indican inseguridad y  un estado de desconfianza y temor –absolutamente funcional a algunos factores de dominación-.

La presunción: Cambio Climático = Estrategia de Guerra

Sin desentenderse de las presunciones anteriores con referencia a una tercera Guerra Mundial, en particular de las capacidades y recursos militares disponibles, la inestabilidad creciente por efectos del Cambio Climático es una fuente de crisis socioambientales y de demandas de defensa.

Además, la búsqueda de dominación, la militarización de la gobernabilidad, unido a la racionalidad economicista y el productivismo a ultranza son materia de actuación permanente. Lo aquí detectado es evidenciar el mismo manejo que tradicionalmente tuvieron las potencias militares al finalizar una guerra en cuanto a los desastres concurrentes con los efectos del cambio climático. Además, la enorme tardanza en evidenciar preocupación en sectores estratégicos es muy diferente a lo que efectivamente realizaron al interior de los mismos países, especialmente en cuanto a manipular la información y las opiniones. Hubo y hay un claro dejar hacer al sistema productivo con el objeto de incrementar la crisis “como si fuera natural” para contribuir a paliar “humanitariamente” los efectos del incremento de la temperatura global.

¿Hasta cuantos grados esperarán para operar como al final de una guerra? 2ºC, 3ºC, 4ºC o más.  Ni siquiera han contribuido con la conformación del Fondo Verde, previsto en 1992 y recién creado en la Cumbre de Copenhague (2009), “ingrediente esencial” para que el futuro pacto de París (diciembre 2015) pueda implementarse ([37]) -sin haberse concretado en abril de 2015 según acuerdos previos-.

Esta tardanza especulativa tendría características y efectos propios de una guerra mundial de llegar la temperatura media mundial a incrementarse,  sobrepasando los 2ºC:

  1. Continuas dificultades por tornados, o terremotos, o sequías, o inundaciones, entre otros, que podrían implicar el desplazamiento de pobladores con sus solas pertenencias personales que podría abarcar, inicialmente, a los asentamientos insulares, costeros y de deshielo.
  2. Limitaciones para transitar por rutas, o falta de funcionamiento ferroviario, o de represas, instalaciones de luz, gas, agua potable con implicancias en la falta de alimentos y en las dificultades para una adecuada asistencia sanitaria.
  3. Al acentuarse el conflicto se justifica el tener que requerir ayuda; una intervención político-militar, por desmanejo local o falta de recursos para evitar más desmanes, dado que la prolongación del conflicto alteraría sustancialmente el orden social y las formas de vida habituales.
  4. El reclutamiento y la disposición de armamentos, sistemas de comunicación, control de los espacios públicos y privados, así como la paralización de las instituciones del territorio en cuestión.
  5. La implantación de un aparato institucional provisorio concurrente con la voluntad político-militar instalada.
  6. Medidas de ahorro del consumo energético.
  7. Política agrícola de cultivos que aporten una alta cantidad de hidratos de carbono.
  8. Establecimiento de reducciones del consumo, que puede incluir el racionamiento a la industria y a las familias, del abastecimiento de combustibles y de los alimentos.
  9. Modificación del mapa geopolítico, los territorios “controlados” o “resilientes” o “adaptados” y la localización de la población sobreviviente.
  10. …¿?

A partir de esa instancia, con menor población mundial, con desplazamientos masivos a nuevas o crecientes Megaciudades, se podría alcanzar un nuevo estamento de dominación, con nuevas formas de disciplina social y de homogeneización cultural. Lejos de la diversidad sociocultural, del gobierno del pueblo, amplificando la distancia entre gobernantes y gobernados. Este no es un escenario deseable, pero la historia nos dice de situaciones parciales similares en muchos países de América Latina, África, Asia, que se debilitaron por la persistencia de los conflictos. No parece que se quieran, siquiera, morigerar las tendencias al aparentar desentenderse de las investigaciones y la información existente.

Se toman previsiones al interior de los países más industrializados en tanto se desentienden de la responsabilidad que les cabe por las emisiones de GEI peligrosas para la biósfera, en tanto patentizan hasta los bienes naturales y evitan contribuir con las necesidades emergentes originadas en muchos países debido a sus propias acciones. Es un proceso muy claro.

¿Qué diría el oráculo si buscaras conocer sobre el devenir del cambio climática?
“Te advierto, quien quiera que fueres, tú que deseas sondear los enigmas del cambio climático, que si no hallas dentro de ti mismo aquello que buscas, tampoco podrás hallarlo fuera. Si tú ignoras las excelencias de tu propia casa, ¿cómo pretendes encontrar otras excelencias? En ti se halla oculto el Tesoro de los tesoros. Conócete a ti mismo, actúa y entenderás a la Ecología Política”.

NOTAS

[1] http://www.bp.com/content/dam/bp/pdf/Energy-economics/statistical-review-2014/BP-statistical-review-of-world-energy-2014-full-report.pdf

[2] La biocapacidad por persona varía cada año con la gestión de los ecosistemas, las prácticas agrícolas (tales como el uso de fertilizantes y riego), la degradación de los ecosistemas, y el tiempo, y tamaño de la población. La huella por persona varía de acuerdo con las cantidades de consumo y eficiencia de la producción. http://www.footprintnetwork.org/en/index.php/GFN/page/trends/world/

[3] http://www.footprintnetwork.org/images/uploads/Ecological_Footprint_Atlas_2010.pdf

[4] Dichos de Seitz, en Lane, Allen, “The denial industry”. en The Guardian en del 19 de agosto de 2006.

[5] Andrew C., en “Bush Aide Edited Climate Reports”, en New York Times del 8 de junio de 2005.

[6] http://www.eldiario.es/zonacritica/cambio-climatico-existe_6_359824033.html

[7] http://www.eldiario.es/zonacritica/cambio-climatico-existe_6_359824033.html

[8] http://www.renewamerica.com/columns/vernon/080616

[9] http://www.losandes.com.ar/article/clima-la-derecha-se-irrita-con-el-papa

[10] http://www.losandes.com.ar/article/clima-la-derecha-se-irrita-con-el-papa

[11] Los miembros permanentes con derecho a veto son: China, Francia, Federación de Rusia, el Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte y los Estados Unidos de América.

[12] En 1979 se llevó a cabo la primera Conferencia Mundial sobre el Clima. Once años después, en 1990, tiene lugar la segunda conferencia, donde se solicita un tratado mundial sobre cambio climático. En la Cumbre de la Tierra de Río de Janeiro de 1992, la Convención Marco sobre el Cambio Climático (CMNUCC) queda lista para la firma y entra en vigor el 21 de marzo de 1994. En 1995 se celebró en Berlín la primera COP. La CMNUCC cuenta con 195 países firmantes.

[13] IPCC: Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático.

[14] GEI: gases con efecto invernadero.

[15] Las previsiones del IPCC son publicadas mundialmente desde 1990.

[16] Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático Cambio climático (2014), Impactos, adaptación y vulnerabilidad Contribución del Grupo de trabajo II al Quinto Informe de Evaluación del Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático.

[17] http://www.20minutos.es/noticia/1116109/0/cambio/climatico/onu/

[18] http://newsroom.unfccc.int/es/bienvenida/pentagono-eeuu-el-cambio-climatico-amenaza-la-seguridad-nacional/

[19] http://climateandsecurity.org/2014/10/13/military-leaders-agree-with-pentagon-climate-change-an-immediate-risk-to-national-security/

[20] El ejército estadounidense ha estado planeando por efectos del cambio climático a partir de 2003.

[21] http://www.un.org/sg/statements/index.asp?nid=7442

[22] http://actualidad.rt.com/opinion/iluminando_conciencias/view/42233-La-%C3%A9lite-se-refugia-bajo-tierra

[23] http://etiquetanegra.com.pe/articulos/la-defensa-suiza-contra-el-apocalipsis-es-el-bunker1

[24] http://www.bibliotecapleyades.net/sociopolitica/esp_sociopol_underground40.htm

[25] El proyecto funciona desde 1998 y se prevé lo hará hasta 2024. Es una estación espacial tripulada permanentemente, en la que rotan equipos de astronautas e investigadores de cinco agencias: la NASA, la Agencia Espacial Federal Rusa, la Agencia Japonesa de Exploración Espacial, la Agencia Espacial Canadiense y la Agencia Espacial Europea (ESA).

[26] http://www.clarin.com/sociedad/Progress-nave-carguera-espacial-rusa-fuera-de-control-cae-tierra_0_1348065358.html

[27] http://actualidad.rt.com/actualidad/view/108568-guerra-mundial-eeuu-salir-crisis-economica

[28] http://actualidad.rt.com/actualidad/174733-roberts-eeuu-rusia-guerra-china

[29] Ni Rusia, ni China aceptarían el llamado “estatus de vasallaje” aceptado por el Reino Unido, Alemania, Francia y el resto de Europa, así como Canadá, Japón y Australia.

[30] Otra referencia: http://actualidad.rt.com/actualidad/173175-estrategia-militar-eeuu-guerra-mundial

[31] http://www.pagina12.com.ar/diario/elmundo/4-262898-2014-12-30.html

[32] http://kingworldnews.com/paul-craig-roberts-world-war-iii-imminent-and-all-human-life-is-now-in-grave-danger/

[33] http://www.bbc.co.uk/mundo/ultimas_noticias/2014/09/140913_ultnot_papa_guerra_tercera_mundial_fp

[34] http://www.telam.com.ar/notas/201409/78392-papa-francisco-tercera-guerra-mundial.html

[35] http://www.jornada.unam.mx/ultimas/2015/02/16/gunter-grass-ve-sintomas-de-una-tercera-guerra-mundial-8691.html

[36] 1) 1956: Crisis de Suez coincidencia; 2) 1961: El fracaso BMEWS Comunicación; 3) 1962: Error B-52 Navegación; 4) 1962: U2 Vuelos en el espacio aéreo soviético; 5) 1962- Crisis de los Misiles de Cuba: Un satélite soviético Explota; 6) 1962- Crisis de los Misiles de Cuba: Intruso en Duluth; 7) 1962- Crisis de los Misiles de Cuba: Prueba ICBM Lanzamiento; 8) 1962- Crisis de los Misiles de Cuba: no anunciada lanzamiento Titan Missile; 9) 1962- Crisis de los Misiles de Cuba: Air Force Base Malstrom; 10) 1962- Crisis de los Misiles de Cuba: Preparación de la OTAN; 11) 1962- Crisis de los Misiles de Cuba: Alertas británicos; 12) 1962- Crisis de los Misiles de Cuba: Moorestown Falsa Alarma; 13) 1962- Crisis de los Misiles de Cuba: Falso Advertencia Debido al satélite; 14) 1962: El Penkovsky Falso Advertencia; 15) 1965: fallo de alimentación y alarmas de bombas defectuosas; 16) 1968: B-52 Crash cerca de Thule; 17) 1973: Falsa Alarma Durante Crisis de Oriente Medio; 18) 1979: Cinta ordenador Ejercicio; 19) 1980: Fallo Chip; 20) 1995: Rusia Falsa Alarma. E: http://www.nuclearfiles.org/menu/key-issues/nuclear-weapons/issues/accidents/20-mishaps-maybe-caused-nuclear-war.htm

[37] http://www.efeverde.com/noticias/el-fondo-verde-para-el-clima-solo-recibe-el-42-de-los-fondos-comprometidos/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s